Visité Mérida Yucatán y no me sorprendió para nada. ¿Quieres saber por qué?

Hace casi 20 años estuve en Mérida Yucatán por primera vez, en las últimas vacaciones que hice con mi familia: mamá, papá, dos hermanos, mi abuelita materna y hasta dos perros french poodle y Paquito el perico (ajá, aunque usted no lo crea). De alguna manera mágica todo logró entrar en aquella camioneta Ram Charger roja que partió de la…

With a little help from my friends…

No tuve que pensar mucho en los que serían el tema y el título para mi primer post, pues me parece que no hay nada más importante al emprender una aventura que mantener los ojos bien abiertos; sí, a los paisajes que van desfilando ante uno, pero más importante aún, a las manos que se extienden para ayudarnos.